lunes, febrero 26, 2007

Insisten en destitución de responsables de seguridad guatemaltecos

Guatemala, 26 feb (PL) Instituciones, grupos sociales y partidos políticos guatemaltecos insistieron hoy en la destitución de los responsables de las fuerzas de seguridad, luego de la ejecución de los policías que asesinaron a tres diputados salvadoreños.

El presidente del Congreso de la República Rubén Darío Morales abogó por una reunión urgente entre los máximos responsables de los tres poderes del Estado, en la cual podría llegarse al consenso de pedir la renuncia del ministro de Gobernación Carlos Vielmann.


"Se hace urgente realizar un esfuerzo para buscar la unidad nacional y los mecanismos para dar una solución a este tema tan importante como es la seguridad ciudadana", dijo Morales.

El asesinato la semana pasada de tres diputados del Parlamento Centroamericano y su chofer, y la ejecución la víspera en la cárcel de El Boquerón de los policías acusados del crimen han originado un escándalo, no solo a nivel nacional, sino regional.

Para el Procurador de los Derechos Humanos Sergio Morales este es un acto vergonzoso que pone en evidencia el nivel de corrupción en las instituciones públicas.

Este tipo de sucesos sacan a la luz lo difícil de investigar los temas de corrupción en las altas esferas de poder, opinó, por su parte, Mario Polanco, del Grupo de Apoyo Mutuo, el cual agrupa a víctimas de la guerra.

Según Otto Pérez Molina, secretario general del Partido Patriota, dentro del Ministerio de Gobernación funcionan dos escuadrones de la muerte y uno de ellos -dijo- fue el encargado de asesinar e incinerar a los diputados salvadoreños.

Pérez Molina pidió la renuncia del titular de Gobernación y del director de la policía Erwin Sperisen, y denunció que las autoridades penitenciarias facilitaron el ingreso de los criminales a la prisión.

De acuerdo con el propio presidente guatemalteco, Oscar Berger, los que degollaron y balearon a los policías debieron atravesar ocho puertas para llegar a sus víctimas.

Para el dirigente sindical Luis Lara, a todas luces es evidente la participación de los elementos de las fuerzas de seguridad en esta nueva masacre.

Según Lara, con la ejecución se buscaba que los detenidos no revelaran detalles sobre las razones por las cuales fueron asesinados los diputados salvadoreños.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal