martes, junio 05, 2007

Miles de salvadoreños exigieron respeto a la naturaleza

San Salvador, 5 Jun (PL) Miles de salvadoreños marcharon hoy por las principales calles de esta capital y de otras ciudades del país para exigir medidas gubernamentales que respeten y protejan al medio ambiente.

Organizaciones ecologistas y sociales demandaron a la Asamblea Legislativa la aprobación de la Ley del Agua y de la Prohibición de Explotación de la Minería Metálica.


Reclamaron la anulación de permisos para construcciones en la Cordillera del Bálsamo, la Finca El Espino y el megaproyecto de la Longitudinal norte.

Zulma Larín, de la Unidad Nacional Ecológica Salvadoreña (UNES), al frente de la marcha, afirmó que los proyectos que ejecutan grandes empresarios con el consentimiento de la administración de Antonio Saca, amenazan a los hombres, animales y plantas.

Asimismo, Mauricio Sermeño, de esa organización, aseguró que esa obras están haciendo mucho daño al medio ambiente y de continuarse habrá más riesgo para la población, más contaminación.

Sermeño aseveró que el actual gobierno además de permitir una serie de violaciones a la Ley de Medio Ambiente y Recursos Naturales, "está poniendo al país en un caos en materia ambiental".

Por otra parte, Fray Domingo Solís, de la parroquia de San Bartolo, en Ilopango, municipio capitalino, subrayó la necesidad de concienciar a toda la población y a los gobernantes sobre la importancia que tiene el respeto a la tierra y la naturaleza.

También la alcaldesa de San Salvador, Violeta Menjívar, del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional, principal partido opositor, celebró una sesión abierta que trató sobre el polémico tema de la Finca del Espino.

Esa reserva boscosa de mil 100 manzanas de extensión, considerada pulmón del área metropolitana, ha sido destruida en gran parte debido a la construcción de centros comerciales, residenciales y edificios.

De acuerdo con Menjívar, los permisos para esas edificaciones han sido otorgados por el gobierno, pero sin consultar con las municipalidades.

Un defensor de esa área, William Marenco, expresó que en la marcha los salvadoreños trataron de elevar sus voces y unirlas a las de todo el mundo para proteger los pocos recursos que le quedan a nuestro planeta y luchar por aminorar los efectos del calentamiento global.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal