martes, julio 03, 2007

CORDES y CRIPDES siguen denunciando capturas

CORDES y CRIPDES denunciamos e informamos que después de 24 horas siguen capturadas Marta Lorena Araujo, Presidenta, Rosa María Centeno Valle, Vicepresidenta, María Haydee Chicas, encargada de comunicaciones y Manuel Antonio Rodríguez, motorista, todas/os pertenecientes a CRIPDES.

Las capturas las realizó la Policía Nacional Civil este lunes 02 de julio a tempranas horas de la mañana a la altura del Cantón Milingo, jurisdicción del Municipio de Suchitoto, Departamento de Cuscatlán cuando las y el compañero se dirigían a participar en una actividad contra la privatización del agua.


Minutos antes de la captura, sobre la carretera que conduce hacia Suchitoto, se habían realizado acciones de protesta por parte de las comunidades aledañas a quienes la policía había reprimido con disparos, lanzamiento de gases lacrimógenos, golpes, persecución, cateo de viviendas y capturas.

Es importante señalar la manera en que las/os compañeros fueron capturados, pues, sin haber participado en dichas acciones fueron perseguidos por la policía e interceptaron el vehículo en que se conducían, procediendo de inmediato a golpear al compañero que manejaba, esposándolos a todos, conduciéndolos en principio a la delegación policial de la Ciudad de Suchitoto.

En la Plaza Central del Municipio de Suchitoto, familias rurales de las comunidades de la zona realizaban una actividad pacífica en contra de la privatización del agua; el mismo lugar había sido seleccionado por el Presidente del país Elías Antonio Saca para hacer el lanzamiento de la Política Nacional de Descentralización del Agua, la cual ha sido seriamente cuestionada por los sectores populares por ser la que daría paso a la privatización del vital líquido con su consecuente encarecimiento y por tanto, más difícil de adquirir para las mayorías pobres.

Según medios de comunicación, el lanzamiento de dicha política por parte de Saca se vio frustrado por la protesta de las familias rurales, quienes al enterarse de las capturas intentaron negociar con la PNC para la liberación de todas las personas. Como respuesta, la Unidad de Mantenimiento del Orden –UMO- de la PNC, lanzó gases lacrimógenos, realizó disparos, hubo sobrevuelo de helicópteros, golpeó a muchas personas y realizó nuevas capturas ascendiendo el número a 13 personas detenidas. A lo anterior se agrega que también hubo cateos en las viviendas, realizado todo esto en el marco de un operativo para intimidar a la población tal y como sucedía en la época del militarismo.

Informes preliminares indican el siguiente saldo: 13 personas capturadas, 25 heridas por balas de goma, 18 intoxicadas con gases lacrimógenos, 2 hospitalizadas y un número no determinado de personas golpeadas por los policías.

Lo ocurrido este 02de julio acentúa el retroceso al proceso de la construcción de la democracia iniciado con los acuerdos de paz que pusieron fin al conflicto armado en El Salvador, al tiempo que se está perfilando la instauración de una política de terrorismo de Estado que persigue sembrar temor en la población y coartar cualquier descontento ante las políticas impopulares que el gobierno de Saca está implementando en el país.

La brutal represión de la policía nacional salvadoreña en contra de familias rurales que se pronunciaban pacíficamente contra la privatización de un bien común contrasta radicalmente con los discursos de Antonio Saca en lo relativo a la sagrada libertad de expresión, la supuesta política de inclusión y el goce de la democracia plena en El salvador.

Los golpes, capturas, persecución, cateos y el sobrevuelo de helicópteros nos traen tristemente a la memoria los peores momentos vividos por la población durante la oscura época del militarismo en nuestro país.

Lamentamos que ante cualquier opinión contraria a las políticas implementadas por el partido ARENA en el gobierno la respuesta sea la aplicación de más medidas represivas y la acusación de terrorismo a quienes luchan por un país para todas y todos.

Ante este triste episodio pedimos la solidaridad de la comunidad nacional e internacional para exigir la inmediata libertad de todas/os los compañeros capturados y el respeto a su integridad física y moral, mediante el envío de cartas al Presidente Saca y su gobierno, así como la denuncia pública principalmente ante las instancias defensoras de los derechos humanos para que se pronuncien contra estos atentados que dañan las incipientes democracias en nuestros países.

San Salvador, julio 03 de 2007.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal