jueves, enero 24, 2008

Izquierda recuerda a su líder Schafik Hándal

Sinpatizantes del FMLN participan en la vigilia en memoria de Schafik Handal. Foto: Roberto Márquez

Claudia Solórzano
Redacción Diario Co Latino


Cuenta un viejo adagio popular que “cada un siglo nace un líder”.

Las y los salvadoreños tuvieron el placer de conocer a uno, al líder efemelenista Schafik Jorge Hándal.

Un hombre que marcó la historia política del país, por lo cual se conmemora desde ayer el preámbulo al segundo aniversario de su muerte.

El pasaje Acosta y la 13 avenida sur, en San Salvador, son testigos de las concentraciones de amigos, familiares y admiradores que se presentaron frente al Cementerio General de “Los Ilustres” para recordar al líder.

Desde las seis de la tarde, bajo un intenso y despejado cielo, los seguidores de Schafik o conocido durante la guerra como el comandante Simón, empezaron a dar muestras de la admiración, no sólo con su presencia, sino, con las expresiones a favor del legendario líder de izquierda.

“Fue una persona tan amada por muchos y tan odiada por unos cuantos”, destacó el reverendo de la Iglesia Pentecostal, Eliseo Ascencio.

Un acto ecuménico marcó el inicio de la vigilia.

Y el color rojo distinguió a los presentes, quienes portaban camisetas con la imagen del ex comandante, dejando de manifiesto que su recuerdo permanece vivo.

Schafik nació el 14 de octubre de 1930, en el departamento de Usulután, al oriente del país. Desde su juventud evidenció su claro interés por el bienestar de la población; aspecto por el cual dejó huella de su lucha interminable ante los “gobiernos dictadores y aun durante la actual dictadura civil”, manifestaron sus seguidores.

Las inmediaciones del cementerio, estuvieron llenas de niños, jóvenes, adultos mayores, personas con discapacidades y capitalinos en general, que al transcurrir la noche, con fondo musical de grupos salvadoreños, se agrupaban en pequeños círculos de tertulia para comentar la trayectoria del ex jefe guerrillero.

Algunos comentaban entre lágrimas y con admiración que “Schafik fue un ser humano seguro de sus convicciones, valiente a la hora de expresar sus quejas y audaz e ingenioso en sus respuestas y soluciones”.

Otros, con nostalgia y orgullo recordaron como el líder del FMLN trascendió la historia siendo uno de los principales negociadores de los Acuerdos de Paz, firmados el 16 de enero de 1992 en Chapultepec, México.

Asimismo, los asistentes no dudaron en relatar emocionados todo el trabajo que realizó como Diputado por el FMLN desde 1997, recordando entre sonrisas, cada una de las “aguerridas discusiones” que Schafik sostuvo contra los areneros, en los curules de la Asamblea Legislativa; bajo la idea de que el bienestar de las grandes mayorías era lo único por lo que tenía que luchar.

Para afirmar el compromiso y convicción de Schafik, muchos diputados del FMLN no faltaron al preámbulo de la conmemoración, entre ellos Blanca Flor Bonilla, Zoila Quijada, Medardo González y el candidato a la vicepresidencia del 2009 Salvador Sánchez Cerén, fiel compañero de guerra del ex comandante, por mencionar algunos, quienes permanecieron hasta altas horas de la noche cerca de la tumba del líder.

Schafik Hándal murió el 24 de enero de 2006, por un paro cardíaco, en el Aeropuerto Internacional, en Comalapa, tras su regreso de Bolivia, donde participó en la toma de posesión de Evo Morales, presidente de del sudamericano país.

Aunque el líder ya no se encuentra más en el mundo terrenal, su recuerdo e ideas prevalecen en los salvadoreños y como dijo un joven asistente a la vigilia: “Schafik continuará siendo un ejemplo a seguir de una lucha incorruptible hasta conseguir la liberación del pueblo”.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal